Los 10 emperadores más grandes de la antigua China

China es rica en civilización, que se remonta a más de 4.000 años. La República Popular de China tiene la población más grande del mundo y una profunda historia de inventos pioneros, lo que le da al mundo muchos materiales ampliamente utilizados como el papel y la seda.

Según el texto histórico, los Registros del Gran Historiador o Shiji, la antigua civilización china comenzó bajo la dinastía Xia (2070 a. C.-1600 a. C.) y culminó con la dinastía Qing (1644 d. C.-1911 d. C.) después de lo cual la creación de la tuvo lugar la república que marcó el final de la era dinástica. Muchas monarquías gobernaron durante este tiempo, pero solo las más grandes han dejado su huella. Aquí hay una lista de los 10 mejores emperadores de la antigua China. La lista está ordenada cronológicamente por año de nacimiento.

1. Qin Shi Huang (259 a. C. – 210 a. C.)

Un nombre de renombre en la historia de China, también conocido como el Primer Emperador de China, Qin Shi Huang fue el fundador de la dinastía Qin. Su reinado como Primer Emperador duró del 220 a. C. al 210 a. C., bajo el cual unificó los siete estados en guerra de China.

El emperador Qin subió al trono como rey de Qin a la tierna edad de 13 años, y se convirtió en el primer emperador de China a la edad de 38. Qin emprendió varias tareas que cimentaron su gobierno. Estableció una moneda común y una unidad de medida estándar que ayudó a que la economía funcionara con igualdad y eficiencia. Construyó la Gran Muralla China para defender las fronteras del país de los ataques de los invasores del norte. Sin embargo, Qin Shi Huang es más famoso por la tumba que construyó para sí mismo: un mausoleo que contiene un ejército de terracota de más de 8.000 estatuas de guerreros y caballos.

2. Emperador Wu de Han (157 a. C.-87 a. C.)

El séptimo emperador de la dinastía Han, el emperador Wu de Han, gobernó con éxito China desde el 141 a. C. hasta el 87 a. C. Es mejor conocido por expandir los territorios de China. Al emperador Wu le gustaba el arte y la poesía y los promovía con avidez. Estableció la famosa ruta comercial entre el este y el oeste, conocida como la Ruta de la Seda, y también derrotó a las tribus nómadas Xiongnu.

El emperador Wu era un seguidor del confucianismo y aplicó su doctrina como su código de ética para dirigir el imperio. A través de su ideología y gobierno efectivo, unificó a la nación en términos reales.

3. Emperador Wen de Sui (541 d. C.-604 d. C.)

Yang Jian es mejor conocido como el emperador Wen, el primer emperador de la dinastía Sui de China, que duró desde el 581 d.C. hasta el 618 d.C. Se cree que después del final de la dinastía Han, fue el único rey que trajo prosperidad a China. Con su gobierno eficiente y su agenda política, reunificó una nación que estaba en declive después de la caída de la dinastía Jin Occidental. Su reinado fue tan prestigioso que dejó un ejército poderoso y una economía próspera detrás de él con suficientes reservas de alimentos para 50 años.

Se cree que el emperador Wen es el único rey en la historia de la civilización china que solo tiene dos concubinas, a diferencia de los emperadores de la dinastía Ming, que se pensaba que tenían más de 9.000.
El proyecto más famoso realizado bajo su reinado fue la construcción del Gran Canal. El Gran Canal unía el río Amarillo y el río Yangtze y abrió una ruta comercial importante y condujo a una economía mejorada.

4. Emperador Taizong de Tang (598 d. C.-649 d. C.)

Considerado el emperador más sabio de la historia china, el emperador Taizong de Tang, o Tang Taizong, fue el segundo gobernante de la dinastía Tang. Su reinado duró desde el 626 d.C. al 649 d.C.

Tang Taizong era famoso por comprender los errores de la dinastía Sui anterior y asegurarse de que no los repitiera. Reconoció el poder de los campesinos y promulgó medidas para ayudarlos. Con sus muchas políticas intelectuales, el emperador Taizong no solo reinó sobre el país, sino que también se ganó el aprecio de la gente de su reino. Muchos bienes se comercializaron internacionalmente durante su reinado, lo que marcó el comienzo de una potencia emergente económica y culturalmente rica. Como resultado, el imperio bajo el emperador Taizong de Tang fue considerado como un período dorado en la historia de China.

5. Emperatriz Wu Zetian (624 d. C.-705 d. C.)

Miembro de la dinastía Zhou, la emperatriz Wu Zetian fue la única gobernante femenina en la antigua China. Su reinado duró desde el 690 d.C. al 705 d.C., durante el cual realizó algunas reformas importantes. La historia ha sido iluminada por su administración política y militar y luchó en una serie de guerras para extender aún más las fronteras de China. El amor de la emperatriz Zetian por el arte y la cultura se puede ver claramente en los muchos edificios y figuras de bronce que se hicieron bajo su gobierno y que todavía existen en la actualidad. Trabajó con eficiencia y equidad y empleó solo a funcionarios talentosos y que se ganaron su lugar en la corte.

La emperatriz Wu Zetian fue una gran líder y competente, y como la única emperatriz china, puede ser vista como una imagen del empoderamiento femenino en el mundo antiguo.

6. Emperador Taizu de Song (927 d. C.-976 d. C.)

Zhao Kuangyin o el emperador Taizu de Song es el padre de la dinastía Song, también el primer emperador Song de China. Su reinado duró desde el 960 d.C. al 976 d.C. Fue un ex general militar en el ejército de la dinastía Zhou posterior, pero obligó al emperador Gong, el último gobernante de Zhou, a ceder el trono en un golpe de estado durante el cual tomó el poder ilegalmente.

Es reconocido por reunificar China después de un período desordenado conocido como las Cinco Dinastías o Diez Reinos que duró casi 100 años.

Bajo su reinado, no dio poder a los oficiales militares, sino que confió más en los oficiales civiles de su administración. La razón detrás de esto puede ser su inseguridad por el abuso del poder por parte de los militares o su propio miedo a la rebelión, algo con lo que estaba muy familiarizado, ya que él mismo había dado un golpe.

El emperador Taizu fomentó la libertad de pensamiento y estimuló el crecimiento en los campos de la ciencia, el arte y la literatura. Durante un reinado pacífico, expandió su economía y territorio, haciendo de la dinastía Song un período dorado.

7. Genghis Khan (1162 d. C. – 1227 d. C.)

A menudo conocido como «el conquistador del mundo», Genghis Khan fue el fundador del Imperio mongol. El primer gran khan del imperio, reinó desde 1206 d.C. hasta 1227 d.C. y el imperio floreció durante años después de su muerte.

Genghis Khan también es conocido como «el gobernante genocida» debido a su brutalidad hacia los civiles. Expandió su imperio, convirtiendo al Imperio de Mongolia en el imperio más grande de la historia de China. Invadió muchas regiones de Asia y de Eurasia durante su gobierno y casi todas las invasiones provocaron la muerte de miles de civiles, que es la razón por la que ganó una reputación tan temible.

A pesar de ser conocido por su brutalidad, Genghis Khan hizo muchos desarrollos positivos durante su reinado. Fomentó la libertad religiosa, estableció el primer sistema postal internacional y, como resultado de la conquista de varios estados de diferentes etnias, su gobierno vio mucho comercio e intercambio de culturas.

Genghis Khan podría haber tenido una reputación feroz, pero jugó un papel importante en poner en contacto las culturas oriental y occidental. Los mongoles lo recuerdan como el padre fundador de Mongolia.

Puede leer más sobre Genghis Khan desde aquí .

8. Kublai Khan (1215 d. C. – 1295 d. C.)

El quinto khagan del Imperio mongol, Kublai Setsen Khan, también conocido como el emperador Shizu de Yuan, era nieto de Genghis Khan. Fue el fundador y primer emperador de la dinastía Yuan. Su reinado duró desde 1260 d.C. hasta 1294 d.C., durante el cual gobernó una vasta provincia que se extendía desde China hasta la actual Corea. Conquistó la dinastía Song para convertirse en el primer líder no Han de China.

Kublai Khan fomentó las relaciones exteriores y estuvo abierto a personas de diferentes culturas. Se creía que tuvo un reinado más tranquilo que sus antepasados, conocidos por su crueldad. Después de derrotar a la dinastía Song, creó una China unificada, mejoró la infraestructura del país y reconstruyó el Gran Canal.

9. Ming Chengzu (1360 d. C. – 1424 d. C.)

Famosamente conocido como el Emperador Yongle, Ming Chengzu fue el tercer emperador de la dinastía Ming y el cuarto hijo del fundador de la dinastía Ming, el Emperador Hongwu. También se le conoce como Zhu Di en textos históricos. Zhu Di no ganó el trono por herencia, sino que se lo apropió a la fuerza de su propio sobrino. Su reinado duró desde 1402 d.C. hasta 1424 d.C.

La contribución de Zhu Di a la educación, el ejército, la economía y el crecimiento de la dinastía Ming son encomiables. Inició varias reformas que beneficiaron al comercio, como la reapertura del Gran Canal para el intercambio de bienes que sirvió como un importante vínculo económico en China.

El reinado de Ming Chengzu dejó la historia con la Enciclopedia Yongle, que es la enciclopedia en papel más grande. Se considera un hito en la historia de China, ya que conservó la preciada cultura de la nación china.

Aunque llamó a su imperio «Yongle», que significa «felicidad eterna», en realidad fue un gobernante bárbaro que hizo pocas reformas sociales. Anteriormente, los emperadores habían respaldado la idea de matar a las familias de sus oponentes políticos, pero Ming Chengzu extendió esto a la ejecución de sus amigos y maestros también.

Se cree que mantuvo a más de 1.000 concubinas e introdujo la tradición bárbara de las concubinas asesinadas después de la muerte de su emperador.

10. El emperador Kangxi (1654 d. C. – 1722 d. C.)

Nacido como Xuanye, el Emperador Kangxi fue el cuarto emperador de la dinastía Qing. En un reinado que duró desde 1661 d.C. hasta 1722 d.C., los 61 años del emperador Kangxi en el trono lo convierten en uno de los gobernantes con más años de servicio en el mundo. Ascendió al trono a la tierna edad de siete años, aunque el imperio estaba bajo la dirección de su abuela, la gran emperatriz viuda Xiaozhuang y otros cuatro regentes.

Gracias al Emperador Kangxi, la dinastía Qing alcanzó una edad de oro conocida como la Era Próspera de Kangxi y Qianlong, o el Alto Qing, que duró mucho tiempo incluso después de su muerte.
El emperador Kangxi fue un destacado líder militar y reprimió varios ataques rebeldes. Sometió la Revuelta de los Tres Feudatarios y los rebeldes mongoles y estableció el Reino de Tungning en Taiwán.

Más tarde compiló un diccionario de caracteres chinos y lo nombró Diccionario Kangxi.

China se convirtió en una nación grande y poderosa durante su reinado imperial.

Conclusión

La historia de China ha sido testigo de muchos gobernantes que ni siquiera se mencionan en esta lista que ayudaron al país a convertirse en la potencia dominante que es hoy. Aunque no existen encuestas oficiales para determinar el protagonismo de estos gobernantes chinos, la presencia de muchos nombres en los textos históricos nos da una idea de quiénes de ellos jugaron un papel clave en la definición de la historia y podrían ser considerados los más grandes emperadores de la antigua China.

Deja un comentario